Despedido, sin derechos y ahora sin libertad de expresión

Actualidad 08 de septiembre de 2018 Por
Editorial de la edición impresa de Semanario El 38
IMG_20180908_101312523

  Jonathan Severini se presentó en el Recinto del Honorable Concejo Deliberante el martes 28 de agosto en carácter de despedido de la ex empresa Criave e integrante de una lista configurada por los actuales empresarios a cargo de la faena junto a un total de 232 personas que no continuarán trabajando en la misma. No fue sólo, fue junto a al menos 70 compañeros.

Por qué al Concejo Deliberante? Porque es el ámbito representativo del pueblo, aquel al que se va con inquietudes que los propios concejales elegidos democráticamente deben responder o intentar hacerlo.

  Los concejales escucharon sus reclamos, atendieron sus inquietudes y propusieron arbitrar las posibles respuestas. Severini, sin trabajo, sin dinero, sin posibilidades en medio de una de las mayores crisis económicas del país, involucró al concejal Cravero como quién habría participado en la confección de la lista que dejó afuera a los 233 trabajadores. El concejal nunca enunció una sola palabra en dicha reunión dentro del Concejo, jamás respondió a las acusaciones.

  Este miércoles el bloque completo de Cambiemos, acompaña en una carta al concejal Cravero repudiando los dichos por Jonathan Severini y “lo intiman a que en la próxima sesión del Concejo Deliberante a celebrarse el día 11/09/2018, a las 20:30hs, RATIFIQUE todos sus dichos con pruebas que los avalen, o en su defecto RECTIFIQUE su postura dando las disculpas del caso en el mismo ámbito donde las pronuncio y ante los medios de comunicación, dejando a salvaguarda el honor y buen nombre de este bloque y sus concejales, y dar por terminado este entredicho”. (Ver imagen) 

  Quiénes deben dar respuestas por sus actos ¿No deberían ser los legisladores?, quiénes tienen la obligación de responder son los legisladores, NO un ciudadano desprotegido por un Estado nacional completamente ausente en una situación tan complicada como la que atraviesa una persona cuando es despedida.

  ¿Un bloque de concejales tiene la facultad o capacidad institucional de intimar a un vecino que se expresó públicamente en el mayor ámbito de la democracia de un pueblo? ¿No debería ser el Concejo Deliberante el que fomente la participación ciudadana, la palabra? Uno podría pensar entonces, después de leer esta intimación, que no hay que manifestar una opinión en el Concejo Deliberante.

  Esta carta publicada en los medios de comunicación y redes sociales nos lleva a pensar también en la importancia que el bloque de concejales de Cambiemos le da los medios, y en la falta de valor que le dan a la justica ya que una notificación debería llegarle a un ciudadano a través de una carta legalmente, no a través de los periódicos y redes.

  La libertad de expresión es un derecho logrado por los ciudadanos y la eliminación del delito de calumnia e injurias también es un logro de una sociedad de derecho, de una comunidad empoderada.

  Vale citar las palabras del Doctor Catriel Rebon en el portal de internet Infoel38 respecto de la carta de Cambiemos. “Este comunicado tiene una gravedad institucional enorme. Atenta contra el sistema democrático y desconoce parlamentariamente jurisprudencia tanto nacional como internacional que protege a los ciudadanos para que puedan expresar sus ideas libremente. Que un partido político adopte esa posición es lamentable. Peor aún es que representantes del pueblo no sepan no quieran o no sé qué interpretar la realidad y el momento histórico en el que están prestando sus funciones. Muchísimas familias en la calle y se preocupan por intimar a una persona que los acusa de algo, sea cierto o no. Y más aún, en una posición de evidente posición desigual. Vergüenza”.

  El Presidente del Honorable Concejo Deliberante debería explicar por qué un bloque de concejales exige la rectificación o ratificación a un vecino por sus expresiones en una sesión del Concejo Deliberante sabiendo que en las mismas no tiene voz un ciudadano, a excepción del Intendente Municipal o sus funcionarios, siempre y cuando dicha moción sea aprobada por el mismo Cuerpo Deliberativo.  

  El Presidente del Concejo Deliberante Oscar Del Barrio, como integrante del bloque de concejales de Cambemos también firma esta carta, una carta que atenta contra la libertad de expresión de un ciudadano. Entiendo que como Presidente del Poder Deliberativo, deberá dar explicaciones sobre los motivos por los cuáles acompañó con su firma esta nota.