Propietarios de locales comerciales suspenden el cobro de alquileres

Coronavirus 11 de abril de 2020 Por Ale Sachetti
Ante la situación de emergencia económica que atraviesa la ciudad debido a la medida de aislamiento social preventivo y obligatorio, los comercios que debieron cerrar por el término que se extienda la cuarentena, tienen como mayor inconveniente el pago de los alquileres. Un gran gesto de algunos propietarios.
WhatsApp Image 2020-04-11 at 6.41.39 PM
Gentileza Carlos Zampini

  En diálogo con propietarios de locales comerciales, cuyos inquilinos debieron cerrar hasta tanto dure la obligatoriedad del aislamiento social preventivo y obligatorio, decidieron no cobrar los alquileres.

  No todos los comerciantes atraviesan esta situación, debido a que no todos los propietarios están dispuestos a no cobrar momentáneamente sus alquileres, sin embargo, ante la situación sería interesante que se acerquen a dialogar con sus inquilinos y encuentren una manera de abordar esta problemática complicada para todos. 

  En diálogo con comerciantes manifestaron que tener el negocio cerrado implica fundamentalmente no poder abordar el pago de sus alquileres y dudan si podrán sostenerse y seguir pagando hasta que puedan reabrir nuevamente. Analizan la posibilidad de cerrar de manera definitiva si no encuentran una solución. 

  Es para destacar el gesto de quienes decidieron no cobrar los alquileres como así también de aquellos que dialogaron con sus inquilinos y encontraron alternativas de pago, como condonar una parte significativa (80 por ciento) del alquiler mensual, otros cobrarán en cuotas los meses que estuvieron cerrados una vez que se termine la cuarentena. Son tiempos difíciles para todos los sectores. 

  Son tiempos de tender una mano. La solidaridad toma fuerza y se destaca con gestos de esta naturaleza, comprensibles e incluso si se quiere con visión económica de futuro en mantener el local ocupado (alquilado) hasta tanto puedan abrir nuevamente. 

  Por otro lado cabe recordar que los juicios por desalojos están suspendidos por seis meses y los alquileres congelados.